×

Warning

JLIB_APPLICATION_ERROR_COMPONENT_NOT_LOADING

JLIB_APPLICATION_ERROR_COMPONENT_NOT_LOADING

JLIB_APPLICATION_ERROR_COMPONENT_NOT_LOADING

Principal

El mercado del caballo chileno.

Por Arturo Montory G.

 

Antiguamente los grandes criaderos tenían un reproductor base casi exclusivo, lo que marcaba un sello de sus caballadas, y además se guardaban las mejores hijas.

Read more: El mercado del caballo chileno.

Reconstituir al caballo de “Paso de Martillo y Aguililla” de Pura Sangre Chilena.

Por Arturo Montory G.

 

El caballo de Paso Peruano, variedad del caballo español especializado en esa función por sus criadores peruanos de hace décadas, igual que el caballo de Paso Fino de Colombia, son variedades o Razas famosos en el mundo, exportados a muchas partes donde se han creado Asociaciones para criarlo y conservarlo en toda su pureza, además de llevar consigo el Atuendo del país y sus arreos.

Read more: Reconstituir al caballo de “Paso de Martillo y Aguililla” de Pura Sangre Chilena.

Cuando se corría con piño.

Por Arturo Montory G.

 

Hasta los años 1960 se corría con un piño de novillos dentro del apiñadero, en una cantidad de 25 y cuando ya quedaban pocos se “cebaba” el piño y se llenaba de nuevo, faena que demoraba mucho el rodeo y el público se aburría además de llenar de polvo el recinto.

Read more: Cuando se corría con piño.

La sangre aún vigente del Quebrado.

Por Arturo Montory G.

 

El éxito en Brasil al estar ubicado en 2° en Registro de Mérito el Jefe de Raza Santa Elba Señuelo, hijo de Presumida por Refuerzo, nos hace recordar la vigencia de su padre Quebrado, ese gran Jefe Racial de pureza ancestral.

Refuerzo Nº 12869, 1944, criado por Comunidad Darío Pavez del criadero Las Camelias, fue hijo de Quebrado y Arozamena por Cosaco.

Read more: La sangre aún vigente del Quebrado.


por A. M. G.
Escrito en 2012.

Chile entregó oficialmente la presidencia de FICCC, está suspendido, pero me gustaría hacer algunos alcances que en su tiempo no hubo la oportunidad de publicarlos, ni menos conversarlo con los dirigentes de los demás países FICCC, y que creo deben quedar registrados.
Para desarrollar este articulo, tomo parte de información extranjera.
Anuario Sociedad de Criadores de Caballos Criollos de Uruguay 2002, Pág. 326-327.
Articulo sobre BT Cabanha Paineiras:
“En la década de 1950 a 1960 es significativa la predominancia de sangres argentinas, en 1967 nada menos que 33 de 82 ejemplares presentados a Exposición Estadual eran hijos de padrillos argentinos especialmente provenientes de cabaña El Cardal de Emilio Solanet (Petebiry Cardal, Calquin Cardal, Chenque Cardal, Algo Cardal).
Fue en 1968 por la primera vez que los hermanos Flavio y Roberto Bastos Tellechea presentaron animales de raza criolla en Exposición Estadual de Animales XXXII que en esa época se realizaba en el bello Parque de Exposiciones de Menino Deus, donde funciona parte de la Secretaria Estadual de Agricultura y Abastecimiento.
En la estancia Umbú, localizada en Uruguiana, fueron presentados el moro BT Amargo, RP 10, nacido en marzo de 1964, hijo de Sorro Campeiro y Toruja, y la yegua mora BT Amora RP 7, nacida noviembre de 1964, hija de Sorro Campeiro y Taleira 340 de Nazareth.
BT Amargo es abuelo de BT Nicotina madre de los campeones BT Sargento, BT Bico do Ferro do Junco, BT Labareda madre a su vez de BT Utrillo y BT Debret.
En aquella Exposición fueron presentados apenas 87 animales de raza criolla, siendo 64 machos y 23 yeguas, este pequeño número se explica porque en ese tiempo el caballo criollo era considerado exclusivamente como herramienta de trabajo en las estancias, estábamos aun distantes de las pruebas funcionales y de la revolución desencadenada por el Freno de Oro. Notable aun la poca valorización de las hembras en relación a los machos, y menos en nivel de exposiciones.
Posteriormente buscando mejorar la función de sus caballos, compraron el potro chileno La Invernada Aniversario, del cual tuvieron excelentes productos que conquistaron varios campeonatos.
Por su gran sensibilidad, debido a su conocimiento zootecnista, Flavio sabe descubrir la potencialidad de la sangre chilena, muy depurada y seleccionada por varias generaciones en demostraciones funcionales, y que iría a mejorar y traer nuevas opciones, trabajando sobre el casco de yeguas brasileras, donde la morfología y rusticidad eran preponderantes.
Comenta lo acontecido con el criador de Uruguay Miguel A. Larriera, que conversando con Flavio separados por una mesa, le cuenta que el Gobierno Chileno entregó como regalo al Brasilero dos potros y una yegua. No sabe como llegaron a una hacienda de Río Grande do Sul.
Cuando esa hacienda es vendida, Flavio es designado para su liquidación, siendo el lugar donde monta los caballos chilenos, quedando maravillado con su rienda, docilidad y facilidad de movimientos.
De ahí surge el interés por sangres chilenas”.
Esos caballos deben haber sido, uno al menos, el Idahue Oropel que el Presidente Jorge Alessandri Rodríguez y el criador Alberto Echenique Domínguez regalaron en su visita a Chile al Presidente de Brasil Joao Goulart en 1963, potro mulato que fuera campeón FISA de Movimiento en Rienda.
“Aniversario fue comprado en Exposición de Palermo en 1972, después de una esplendida demostración de Rienda, obteniendo el 1º premio.
De acuerdo con Luiz Martins Bastos el negocio se hizo fuera de la pista, cuenta que los argentinos enloquecieron, porque querían el potro en la pista de remate, aquello fue una revolución. Querían que cediera el caballo a Emilio Solanet, por lo cual acordaron que éste enviaría 5 yeguas a cubrir, llegaron a Uruguaiana unas yeguas maravillosas, se cubrieron pero nunca supo si tuvieron crías.
Aniversario fue el primer caballo chileno en “padrear” en Brasil. Estuvo presente en Exposición de Esteio, donde fue calificado de interesante por los criadores gaúchos y después tomó rumbo a Uruguaiana.
En 1971 inaugura en Uruguaina la Primera Fiesta Campera, con pruebas ecuestres típicas del campo de Río Grande, posteriormente junto a criadores de Jaguarao iniciaron el Freno de Oro en 1982.
En 1976 durante la Exposición Internacional en Esteio, adquieren el potro chileno La Invernada Hornero, en sociedad con Dirceu Pons por US$11.500.- Hornero no fue admitido en exposición de morfología por presentar un problema de sobrehueso, que no le impidió ser Jefe de Raza.
Hornero murió en 1997 y dice Oswaldo Pons: “La raza criolla tiene dos etapas, una antes y otra después de Hornero”.
Traigo al recuerdo este hermoso relato, para demostrar que los caballos chilenos fueron conocidos fuera de la fronteras de Chile, nacidos en Idahue, Aculeo y La Invernada, porque criadores visionarios los llevaron, a principios de los años 1970 a Argentina, y luego a Brasil, exactamente la persona de Alberto Araya Gómez, acompañado de Carlos Noguera Echenique, Jorge Cañas Opazo, Guillermo Pérez de Arce, José Francisco “Makiko” Correa.
En la Exposición de Palermo que siempre ha tenido nivel mundial, los caballos chilenos se lucían en Movimiento en Rienda, llevados por criadores chilenos, cualidad que les abrió las puertas a dichos países, aunque su morfología distaba mucho de agradarles totalmente a los criadores trasandinos.
En 1962 se efectuó un gran rodeo en Palermo, se construyó la empalizada de la medialuna en la pista central de exposición y asistieron los mejores jinetes y caballos corraleros de la época, viajaron en tren, (Ñipán, Estribo, Látigo, Candidato, Tabacazo, Justiciero, Junco), con el resultado de siempre, admiración por la función del caballo chileno pero falencia de su poco físico.
En 2009 Chile asiste con una inmensa delegación de caballos, jinetes y huasos a Esteio a correr el rodeo FICCC 2009.
En 2011 brilla en Brasil en circuito ANCR en Rienda Internacional Las Callanas Julito, todo un orgullo nacional.
Pero lo extraño y curioso es el hecho que el caballo criollo de Argentina, Brasil Uruguay no ha llegado a Chile (del 1900 en adelante) jamás se ha mostrado en competencia funcional o morfológica, nadie lo conoce “in situ”, en presencia viva, salvo los muy pocos criadores y aficionados chilenos que cada año asisten a Palermo, Prado y Esteio que no serían mas de 50 personas, cada vez, a diferencia del caballo chileno que se presentó a masivos eventos en el extranjero.
La gran oportunidad de ver caballos criollos en Chile y de la más excelsa calidad morfológica y funcional era en FICCC 2012, la que todos sabemos no se efectuará.
La FICCC 2012 será en Prado.
De los años 1940 en adelante que Chile es requerido por su registro, ahora bastaba esperar solo un año mas para dar la posibilidad de mostrar aquí sus caballos criollos, algunos con parte de sangre chilena otros no, pero las circunstancias conocidas no les dieron esa oportunidad única, como no va a ser un tópico excepcional este hecho, si los caballos criollos de Argentina son conocidos en todo el mundo, mas a raíz de El Cardal Gato y El Cardal Mancha con su viaje por tierra a Estado Unidos, que partieron en Abril de 1925 de Buenos Aires, llegando en septiembre de 1928 a Nueva York, hazaña mundial, por lo cual son muy conocidos en Europa y todo Estados Unidos, igual que los criollos de Brasil y Uruguay, con presencia en España, Francia, Italia, Alemania, algunos países de África, o sea en gran parte del mundo, y al país socio FICCC de 70 años Chile, nunca llegaron, inexplicable e insólito.
La única yegua nacida en Argentina Cimbronazo Esta Sí (sangre chilena) que participó en Rancagua, fue Campeona de Chile en Riendas en 2004 montada por Luis Eduardo Cortes.
La gran oportunidad de conocer los caballos criollos en forma masiva por el público chileno era en FICCC, en octubre del 2012, fiesta a la que asistirían no menos de 350.000 a 400.000 personas, cantidad importantísima en cualquier país del mundo en este tipo de eventos, mas prensa escrita y audiovisual. Tener en la pista de Parque Padre Hurtado 40 a 50 ejemplares criollos de lo mejor de sus países, actuando en plena forma, mostrando su calidad, en conjunto con los chilenos, habría entregado una mas amplia visión al criador chileno, mas informado directamente, además una delegación de 200 a 300 gauchos que hubiesen compartido con los huasos, también habría producido un acercamiento y mejor entendimiento mutuo, quizás habríamos conversado temas mas de acercamiento, y se debió haber tomado las trascendentes decisiones algunos meses después de este magno evento que nunca será, pero los hechos y presiones apremiaron.
Esos 40 o 50 caballos criollos, venidos del extranjero a esta fiesta, ordenados en un impreso, con foto y su pedigrí, igual que en el Freno de Oro y cualquier exposición, folleto entregado al público para que pudiese apreciar sus medidas morfológicas y líneas de sangre, habría sido un real aporte de conocimientos.
Nunca pude leer o encontrar un enfoque similar en ninguna parte, oficial o redes sociales, es hora de meditar de lo que no se previó o no se midió en forma exacta, quizás algunos lo pensaron pero nunca se hizo público, lo claro es que a los caballos criollos actuales no les dieron la misma oportunidad que tuvieron los caballos chilenos en su tiempo, faltaron pioneros.
¿Como se podría pagar esa deuda?